Un trayecto infinito de la verdad a mi corazón

Un momento de desesperación, un sueño y la ilusión. Y, tal vez, sí que se pueda avanzar, aunque sea a trompicones y sin pensar.

Anuncios

Otro texto más que proviene de ese ya mítico cuaderno de apuntes. Aquí, intentando algún que otro movimiento estilístico, existe el mensaje del futuro posible con esfuerzo y dificultades.

Un trayecto infinito de la verdad a mi corazón

Vivo sometido a las pequeñas descargas que me proporciona tu perfume invisible. Me siento y cierro los ojos, y esa risa tuya suena sin descanso entre los pliegues de una memoria.

Esclavo vivo, por tanto, y esclavo marcharé cuando, ya dentro de poco, el Destino cruel tenga a bien poner mi aguante a prueba. Y no es mucho, pues ya con cada nueva aventura y cama me rompo por dentro, grito y lloro con las bromas que expresan aquello que no puede ser revelado. Y todas mis mariposas esperanzadas vuelven de repente al suelo, calladas como cristales rotos que no entienden lo que reflejan; calladas.

Un poco más gris que un día nuboso con dolor de cabeza, me despierto y mi cuerpo se pone en marcha, pero yo me doy la vuelta y me escondo entre las sábanas. Escondido y a oscuras, el día parece aún más monstruoso que de normal, y miento con los ojos bien abiertos, enrollándome como un erizo sobre mi mismo para aguantar los achaques de unos recuerdos que vuelven sin permiso. Y al llegar la noche se desatan los instintos de una mente atormentada por la falta de sueño compartido, y se echa sobre la caja blanca sin poder derramar su negro liberador.

Y el pozo sigue sin llenarse por mucha agua que le eche. El sol nunca podrá reflejarse en su fondo, y teme por ello no saber cuán profundo es en realidad. No se quieren tirar, pero sin quedarle nadie, ya nada sabe sobre el bien o el mal, tan sólo la loca desesperación que le ahoga  y que no encuentra manera de drenar.

Si sale a la calle, desesperación. Fantasmas pululan la ciudad que nunca fue suya, y siente la próxima parada de un corazón negro y ausente, que no descubre esa fórmula mágica que los fantasmas llaman olvido. Y por muchos consejos que obtenga de las personas, vuelve la desesperación y el celo sin nadie que lo detenga o lo cambie. Ninguna voz le enseña el camino a casa, la serpiente o los zapatos de rubí. Tampoco entiende ya lo que significa “camino”. Ni siquiera “corre” crea una imagen definida. Ni siquiera “amigo” o “amiga”.

Y a lomos de una mota de tocadiscos, vuelve microscópico a un estado anterior, a una cresta de ola de la que nunca debió bajarse, de un momento sencillo en el que ya no hacía falta mirar ni escuchar, pues todo era mental, fácil e inmutable, y los cambios no tenían lugar…

¡No! No puedo dejar que el miedo me vuelva a vencer. Hay un ser debajo de toda esta carne; una ilusión y un alma debajo de todas estas bromas. No puedo permitir que un fuego frío y azul queme mi alma y me deje sin aliento. Soplaré con impaciencia y obstinación hasta que lo apague o encuentre una manera de deshacerme de ello.

¿Por qué dejarme olvidar? ¿Por qué dejarme recordar? Lo que necesito es simplemente avanzar. Acabar, para bien o para mal, con la situación actual, con las esperanzas que son engaños, y desnudar los engaños que son esperanzas. Purgar un alma desordenada, indecisa y definitivamente fea, y conseguir el equilibrio que posee la seducción, la parte de la mente consciente que juega una partida de ajedrez con la vida obtenida tras tantos años de evolución cósmica sensacional.

Yo voy a por todas, y pase lo que pase continuaré por siempre aunque vuelva a caer en otro estado malhumorado y desilusionado, porque hasta la cosa más pequeña puede servir como una pequeña escalera donde poner el pie cuando se dé un paso atrás para que nada malo pase aunque no sepa lo que sea ni como poder hacerle frente a nada.

Autor: Mu-Tzu Saotome

Estudiante y escritor novel, manga aficionado y cazador de bromas al vuelo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s